viernes, julio 20, 2007

No me lloren, crezcan



A las 15.10 horas del 24 de junio de 1935, en Medellín, Colombia, dieciséis personas fallecieron al chocar dos aviones.
Entre ellos, los guitarristas Guillermo Desiderio Barbieri y Ángel Domingo Riverol, además del guionista y letrista Alfredo Le Pera.

En el accidente se esfumó también el sueño del tango: Carlos Gardel, el "zorzal criollo".

No me lloren, crezcan.

¡Feliz fin de semana!


5 comentarios:

Anonymous Anónimo ha dicho...

A este le gustaba de dar tundas a las mujeres ¿no?.

Otro gran tipo, ché.

1:21 p. m.  
Blogger Ivo von Menzel ha dicho...

Acabáramos.
Tanguero y maltratador, no podía ser menos.

Leyendas urbanas.

También se dijo que era homosexual, que fue chulo, pandillero en el barrio del Abasto y que regentó varios prostíbulos.

Su inconmensurable arte esta por encima de este tipo de comadreos.

Sinatra era un mafioso de tomo y lomo.
¿Le resta eso calidad a su voz?

¡Minucias!

1:54 p. m.  
Anonymous Juan Escote ha dicho...

¿Este señor siempre cantaba apoyado en una barandilla?

11:45 a. m.  
Anonymous Anónimo ha dicho...

¡ A quién se le ocurre colocar 2 (no una, 2!) películas pintarrajeadas por ordenador! ¿Avon llamó a la puerta de Gardel? ¿Acaso le llamaron "el prodigio de la piel de bebé?
Como se entere l´oncle Bempar...

Herederos de Cedric Gibbons

2:01 p. m.  
Blogger Ivo von Menzel ha dicho...

Este, si que "luse" terso el morochito del Abasto, viste, eternamente joven, nada de viejo, fané y descangallado.

Ruego acepte mis más encarecidas disculpas, pero son las únicas imágenes de Don Carlos con un mínimo de calidad sonora que he podido encontrar tras horas de rastreo.
Prevalezca la voz.

Amén de la barandilla, solía cantar postrado en una silla de ruedas.
¡Desalmado!

¡Ya no hay respeto!

Cordiales saludos,

Ivo

8:57 a. m.  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

Enlaces a esta entrada:

Crear un enlace

<< Página principal